Carlos Carrasco. (AP)

ARLINGTON - Los Indios creen que ya es hora de que Carlos Carrasco alcance su potencial y demostrar que pertenezca a Grandes Ligas.

Ese fue el mensaje que se le envió al venezolano luego de una derrota decepcionante del derecho el sábado.

"Hablamos de asumir esa responsabilidad", dijo el coach de pitcheo de Cleveland, Mickey Callaway. "Queremos que salga a lanzar como un pitcher de Grandes Ligas. Creemos que es hora de que lo haga. Él lo sabe."

Durante su última salida en Detroit, Carrasco permitió seis carreras y 10 hits en 4.0 innings, incluyendo tres entradas en las que se le llenaron las bases. El diestro alcanzó de manera regular las 95-97 millas por hora con la recta, pero abandonó el estilo agresivo que había exhibido en sus aperturas anteriores con Triple-A Columbus. El venezolano no tiró adentro de manera eficaz y eso permitió que los bateadores de los Tigres extendieran los brazos e hicieron un buen contacto.

Dado el historial reciente de Carrasco de suspensiones, el venezolano le reconoció a Callaway y al manager Terry Francona que se sintió un poco tímido a la hora de lanzar adentro.

De hecho, ahora mismo el abridor cumple una suspensión de siete juegos por darle un pelotazo a Kevin Youkilis, luego de permitirle jonrón al dominicano Robinson Canó el 9 de abril en un partido contra los Yankees. Carrasco también fue suspendido por un incidente parecido ante los Reales en el 2011.

"Tiene que pitchar adentro", dijo Callaway. "Lo venía haciendo en Triple-A y en cierta forma abandonó eso el otro día (en Detroit). Tuvimos una buena conversación acerca de eso y espero que empiece a lanzar adentro un poco más. Ya lo hablamos.

"Tenía un poco de ansiedad a la hora de tirar adentro, pensando en darle un pelotazo a alguien y ser expulsado del juego. Le explicamos que si está pitchando en una situación normal-no después de permitir jonrones-y le pega a alguien, va a estar bien."

Con Columbus, Carrasco tuvo 2-0 con efectividad de .321 en 47.2 innings, ponchando a 50 bateadores y dando 14 bases por bolas.

El jueves, Carrasco tirará un juego simulado de 5.0 innings (entre 75-80 pitcheos) para mantenerse afinado. Si todo va como se tiene previsto, el venezolano volverá a abrir por Cleveland el martes ante los Reales.

"Uno de los motivos del juego simulado es para implementar algunas de las cosas que hemos hablado y para que se acomode", explicó Callaway. "Tiene que estar cómodo a este nivel. Lo ha hecho anteriormente y con éxito."