Jurickson Profar. (Tony Gutierrez/AP)

ARLINGTON - El intermedista Jurickson Profar entrenó esta semana en el Rangers Ballpark de Texas durante un minicampamento para lanzadores del club.

El curazoleño tuvo como compañía a dos prospectos de gran promesa: los infielders venezolanos Luis Sardiñas y Rougned Odor, cuya presencia quizás fue una manera sutil de recordarle a Profar que no debe bajar la guardia como nuevo segunda base de los Rangers.

Sardiñas y Odor - segundo y cuatro, respectivamente, en la lista de los mejores prospectos de Texas -según MLB.com - también están ansiosos por llegar a la Gran Carpa y podrían hacerse de la oportunidad si Profar falla.

"Simplemente tengo que jugar, concentrarme en ser yo mismo y ayudar al equipo a ganar", dijo Profar. "No hay presión. Simplemente me tengo que enfocar en ser yo".

Los Rangers no anticipan que Profar tenga problemas, a pesar de que su campaña de novato fue algo difícil. De hecho, Texas demostró la fe que le tiene a Profar al canjear al intermedista Ian Kinsler a los Tigres a cambio del primera base Prince Fielder. Después de una temporada como utility, Profar tiene ahora la oportunidad de adueñarse de un puesto titular.

"Nos quedamos sin un buen compañero, pero eso me beneficia", dijo Profar. "Ahora tengo un puesto".

En el 2013, Profar fue convocado el 19 de mayo desde Triple-A ante la ausencia de Kinsler, quien ingresó a la lista de incapacitados con una lesión en un músculo de la caja torácica y estuvo fuera de acción durante un mes. Profar permaneció en Grandes Ligas el resto de la temporada y fue titular 29 veces en la segunda base, 10 veces en la tercera y 16 veces en el campo corto. También fungió como jardinero izquierdo titular en cuatro compromisos y como bateador designado en otros 16.

Profar se pasó toda la temporada cambiando de posición, tanto a la defensa como en el orden de bateo, pero no logró despegar con el madero. Bateó para .234 en 268 turnos al bate con 30 carreras anotadas, 11 dobles, seis jonrones, 26 remolcadas y dos bases robadas, mientras que su porcentaje de embasarse fue de .308 y su slugging de .336.

Ese es el tipo de números que registra un utility, pero los Rangers consideran a Profar mucho más que eso después de verlo participar en dos Juegos de las Futuras Estrellas y ser nombrado el Jugador Más Valioso de la Liga del Sur del Atlántico en el 2011.

"No soy un tipo que invente escusas", dijo Profar. "El año pasado fue el año pasado. Fue una experiencia buena. Ahora sé en qué tengo que trabajar".

Aunque en el 2013 promedió 4.19 lanzamientos por cada turno al bate, Profar considera que debe ser más paciente y esperar por los pitcheos indicados.

"Lo que necesita es jugar pelota, mantenerse saludable y mejorar", manifestó el capataz de los Rangers, Ron Washington.

Profar jugó por los Tigres del Licey en la pelota invernal de la República Dominicana con el fin de tener más turnos al bate y demostró disciplina en el plato al negociar 24 boletos en 25 compromisos. Bateó para .284 con porcentaje de embasarse de .439.

Contra lanzadores zurdos, Profar registró promedio de .295 con porcentaje de embasarse de .385 en Dominicana. En comparación, en Grandes Ligas en el 2013, bateó para apenas .188 con porcentaje de embasarse de .291 contra los zurdos.

Profar considera que el invierno pasado puso demasiado empeño en pulir su swing a la zurda contra lanzadores diestros y que se olvidó del otro lado del plato -- algo que ha tratado de corregir esta vez.

"Ahora estoy enfocado en ambos lados del plato y me siento a gusto con ambos swings", dijo Profar.

En los entrenamientos se sabrá más acerca de los ajustes que debe hacer Profar, quien trabajará en las jaulas con el coach de bateo del club, Dave Magadan, y con Washington a la defensa. El piloto tiende a ser exigente con los infielders del medio del cuadro y de seguro exhortará a Profar a mejorar como lo hizo con Elvis Andrus en el 2009 cuando el venezolano era novato.

Andrus respondió bien y ha sido campocorto titular de dos equipos que ganaron el banderín de la Liga Americana.

Para consolidarse como torpedero de los Rangers, Andrus tuvo que evitar que Profar le quitara el puesto. Ahora Profar enfrenta el mismo reto en la segunda base y si no está a la altura, hay dos infielders jóvenes esperando una oportunidad.

"Me siento bien", dijo Profar. "Esto es lo quería - una oportunidad de jugar a diario. Tengo que seguir trabajando duro y salir a jugar".